Un día en la vida de…

Pieza de creación colectiva basada en la obra teatral “Cuando el verde se tragó un sueño”

Participan: Eun Kyung Kang, Elena Casanueva, Simón Ramos y Pape Labraca

El proyecto Un día en la vida de… parte de la creación colaborativa de un espectáculo, con la ruptura como objetivo principal. Hablamos de la ruptura de los márgenes entre público y actor, y también del significado natural de los espacios cotidianos.

Esta propuesta de Mu Teatro consistía un espectáculo teatral que cambiara al ser realizado en diferentes espacios, y ejecutado por un grupo de personas ajenas al mundo artístico que, trabajando codo con codo y guiados por los integrantes de dicha compañía, no sólo fueron actores del espectáculo, sino también creadores del mismo.

Se trabajó principalmente en la anulación del uso y concepto natural inherente a cada espacio, para dotarlo de otro significado totalmente distinto. Una vez realizado este trabajo de investigación sobre los espacios, los miembros de la compañía trabajaron con los participantes del proyecto para originar junto a ellos la creación del nuevo espectáculo, a partir del espectáculo base.

Lo interesante de trabajar con personas alejadas del mundo de las artes escénicas es que entran en juego la extrañeza, la verdad, la sorpresa y la opinión de estas personas, cuando se enfrentan al reto de ser partícipes del espectáculo. De esta forma, conseguimos que el público cree el espectáculo que va a ver.

El planteamiento es que el público se convierta en una parte activa de la creación, y por tanto reciba una experiencia como recompensa. Esto da lugar a una forma de pensar alejada de convencionalismos teatrales, abriendo camino hacia un nuevo tipo de espectáculo único, irrepetible y perecedero.

La gente normal tiene ganas de hacer cosas, y muchas veces no saben cómo. El teatro necesita reencontrarse con las personas y ver qué tienen para ofrecernos, porque en lo que uno ofrece, de alguna manera, también está lo que uno quiere.